Cirugía bariátrica

Trastornos de la cirugía bariátrica

La cirugía bariátrica es una intervención de alto riesgo, ya que consiste en la reducción del estómago, empleando varios métodos agresivos: la cirugía malabsortiva, la restrictiva, y la mixta. Esta intervención implica riesgos para la salud del paciente, por lo que está indicada únicamente en casos de obesidad mórbida.

La cirugía bariátrica es una intervención con alto riesgo, por tal motivo, su empleo como recurso estético, es inaceptable. Esta cirugía debe ser empleada como recurso extremo en casos graves de obesidad, como la obesidad mórbida.

Esta cirugía consiste en reducir el estómago, empleando varias técnicas como: bypass gástrico, balón intragástrico y gastroplastia. Son operaciones complejas con un riesgo vital de aproximadamente el 2%, requieren de un ingreso hospitalario prolongado, previa y posteriormente al quirófano. El tratamiento preoperatorio es complicado y el seguimiento posterior es largo.

Trastornos de la cirugía bariátrica
Trastornos de la cirugía bariátrica

Para que esta operación sea indicada por un médico, debe existir obesidad desmedida, sin respuesta a medicación o dietas previas. Frecuentemente está acompañada por complicaciones de salud, como problemas coronarios, diabetes, hipertensión, trastornos respiratorios, problemas osteoarticulares, etc. Lo cual aumenta los riesgos quirúrgicos. Pero en estos casos, la cirugía implica menores riesgos de vida para el paciente, que el no practicarla.

Tipos de cirugía bariátrica:

Hay tres modalidades de cirugía bariátrica: la malabsortiva, que impide la absorción parcial de todo lo ingerido; la restrictiva, reduce la capacidad del estómago; la mixta, es combinación de las dos anteriores.

La OMS ha considerado a esta intervención como el único medio eficaz para el tratamiento de la obesidad mórbida.

Los efectos secundarios de esta cirugía pueden ser graves, ya que dificulta la absorción de ciertos nutrientes, lo cual puede ocasionar enfermedades neurológicas, como la encefalopatía de Wernicke, una enfermedad que afecta al sistema nervioso central y al cerebro, por carencia de tiamina o vitamina B1. Ocasiona confusión, problemas oculares, pérdida de memoria, problemas de coordinación.

La modificación del tránsito de los alimentos, provoca frecuentemente vómitos postoperatorios por un período prolongado, lo que disminuye la calidad de la absorción de nutrientes. Por ello, es conveniente administrar vitamina B1, luego de la operación.

El lifting facial es un procedimiento quirúrgico empleado para corregir el aflojamiento de la piel del rostro y cuello, reposicionando los músculos y readaptando la piel por encima de ellos. Esta cirugía deja pequeñas cicatrices imperceptibles.
Calificación:
reservar hoteles
Recomendamos Leer

La liposucción láser es un nuevo método de adelgazamiento que derrite la...

El lifting facial es un procedimiento quirúrgico...
La cirugía de reducción de senos es cada vez más...
Una de las operaciones estéticas más comunes en la...
0 Comentarios
  • No hay comentarios hasta el momento. Se el primero en comentar!

Dejar comentario
Suscribirse